viernes, 21 de setiembre de 2007

¡Chino! ¡A los años!

La Palabra Ingenua 21/09/2007
Por runa, comunidad del río hablador

¡Chino! ¡A los años!
Por aquí todo igual

¡Chino Fujimori!

¡Qué alegría tenerte de vuelta! Te juro que durante estos largos 7 años te hemos extrañado mucho. Esperamos demasiado tiempo tu regreso... para que por fin puedas enfrentarte a la justicia y pagar por los crímenes que cometiste durante tu gobierno. No como en aquel lejano noviembre del 2000, cuando te fuiste a una Cumbre de la APEC en Brunei y, de pasadita, fugaste a Japón (¡tu patria, aunque lo negaras tantas veces!) y renunciaste por fax a la presidencia. Eran los meses en que tu régimen, planificado para durar 30 años, se caía a pedazos. ¿Recuerdas? Justo te fuiste cuando debías empezar a responder por decenas de casos de corrupción y asesinato, además de la salvaje imposición al país del sistema económico (neo)liberal.

Te cuento, para que te pongas al día. La situación es muy parecida a la que dejaste en el 2000, así que te vas a sentir como en casa. ¡Ah! Gobierna el país ese pata alto y florero que fue presidente antes que tú... Sí, sí, ese que tú usabas de cuco para que la gente se asuste del caos de los 80. ¡Claro! El que te dio una ayudadita para que salgas elegido en el 90. Pero mira como da vueltas el mundo: ahora él sigue exactamente las mismas políticas económicas que tú impusiste luego de mentirnos a todos y decir que no las ibas a imponer. Aquellas que el FMI te ayudó a implementar y que consistieron en vender las joyas de la abuelita, tirarse al piso para que los inversionistas extranjeros vengan a hacer negocios sin ninguna condición, despedir a medio mundo y convertir al Estado en un ente encargado de administrar la caridad y el clientelismo.

¿No me crees? ¡Vamos! Te pongo un ejemplo. En junio de este año, Proinversión firmó un convenio de estabilidad con la empresa minera Majaz. En ese convenio el Estado se compromete a que Majaz no se va a ver afectada por eventuales cambios legales en las condiciones tributarias, o de ingreso y salida de divisas del país, entre otras. ¡Es exactamente como los convenios que tú firmaste con empresas como Yanacocha o Barrick! ¿Cómo que qué cosa es Proinversión? Ah claro, es que le cambiaron de nombre... En tus épocas era la Copri. ¡Ja! El nombre nomás cambió...

Bueno bueno, es verdad que no es tan así... Si bien los gobiernos que te siguieron mantuvieron intactas tus políticas económicas, las organizaciones sociales, civiles y populares despertamos. Es que con todo eso del terrorismo, los tribunales sin rostro, los grupos de aniquilamiento como Colina, la desinformación a través de tus periódicos amarillistas y todas esas cosas que hiciste... pues como que nos habíamos quedado muy desorganizados. ¡Pero tú hubieras visto! Cuando Toledo -ese cholo terco que te quitó la presidencia con el apoyo de las masas movilizadas y que luego simplemente se dedicó a administrar tu modelo- quiso continuar con las privatizaciones... Ayayay. Hay un antes y un después del arequipazo del 2002. Desde entonces ya no ha habido más “privatizaciones”, lo cual seguramente para tí es una cosa pésima. Pero no te pongas triste: ha habido concesiones de aeropuertos, carreteras, minas, empresas de agua y cuanta cosa queda para concesionar. Así que tú tienes motivos para estar satisfecho (tu modelo sigue casi intacto) y bueno pues, nosotros seguimos teniendo muchas razones por las cuales luchar.

Por supuesto, la pobreza no se ha reducido (sigue afectando a la mitad de peruanos, tal y como cuando tú gobernabas), pero las cifras macroeconómicas van viento en popa. Ojo, no por mérito de nadie sino porque los precios de los metales están muy altos (sí pues, el neoliberalismo nos hace frágiles como hojas al viento: avanzamos si hay buen clima, pero si llueve nos podemos ir al diablo). Los derechos laborales no se han recuperado. En el papel, sí... pero a la hora de la hora las empresas siguen despidiendo a los trabajadores que se sindicalizan o se quejan, como hicieron hace poco Topy Top, Marcona, Camposol, Casapalca y Celima... Y el sueldo mínimo, aunque lo acaban de subir, sigue siendo un chiste.

En cuanto a la política, algo que te va a alegrar es que te vas a encontrar con muchos de tus amigos. A algunos los vas a ver presos. Vladimiro, claro está (¡va a ser una delicia escucharlo testimoniar en tus juicios!), Joy Way, Hermoza Ríos, Venero, los Crousillat... Son tantos que no los puedo ennumerar a todos. Pero ya te los irás encontrando en las audiencias judiciales, no te preocupes.

Pero lo que más gracia te va a hacer es que vas a encontrar a muchos de tus amigos en cargos de mucho poder. El caso más notorio es el de tu hincha Julio Favre, que acaba de ser designado para reconstruir el Sur. ¡Sería tan tierno un encuentro entre ustedes en la cárcel de Tambo de Mora! Lástima que se ha caído... Oye chino: también se han caído muchísimos de los colegios que construiste. ¿Qué pasó? ¿No que ese era uno de tus grandes méritos?

Otro amigo tuyo en el poder es el tal Giampietri. Vicepresidente, figúrate. ¿No te acuerdas? ¡Vamos! Ese almirante que venía con su rabo de paja por el asunto de los penales y que terminó de regidor por tu movimiento municipal Vamos Vecino. Además de él, de Rey, de Woodman y de varios otros personajes que también pululaban a tu alrededor cuando eras presidente, quizás ya sepas que tu gente tiene una bancada de relativa importancia en el Congreso. (¡Oh! Y el Congreso sigue estando plagado de tránsfugas y oportunistas, como en tus tiempos...). Tan es así que tu hija, tu hermano y tus diversos cómplices se han vuelto imprescindibles para que el Gobierno gane muchas votaciones y se sostengan tus políticas económicas. Así que no tengo claro cómo van a hacer ahora, pero me da la impresión que van a tener que romper esa alianza... o van a tener un serio problema.

No me quiero despedir sin contarte un poco de los temas de corrupción y derechos humanos. La cosa sigue jodida, oye. En cuanto a corrupción, si bien se ha desarticulado tu gigantesca red de mafiosos que agarró al Estado como botín, aún nos falta mucho. Y a cada rato salen a la luz pequeñas corruptelas en la compra de ambulancias y patrulleros, en la contratación de asesores... Es decir, tu espíritu sigue vivito y coleando.

Y en cuanto a derechos humanos... ya se agarró a la mayoría de responsables de las masacres perpetradas por el Estado (y bueno, ahora es tu turno), pero aún no hay sentencias. Las idas y venidas judiciales son desesperantes, los casos estudiados por la Comisión de la Verdad aún no han sido resueltos, y los violadores de derechos humanos reciben ayuda todo el tiempo de cierta prensa (que por cierto también se parece mucho a la de tu época, solo que ya no tenemos La Chuchi o La Yuca sino Correo y La Razón...), de los militares en actividad y de gente como el tal Giampietri.

¡Ah! La Comisión de la Verdad... Te debe sonar raro... Como tu gobierno fue el reino de la mentira. Te cuento así brevemente: se trató de una comisión investigadora que demostró, luego de dos años recogiendo testimonios y evidencias, que la historia no era tan como nos la habías contado tú. Tú nos hablabas de unas Fuerzas Armadas heróicas que habían combatido contra unas bestias sedientas de sangre que causaron 30 mil muertes. Y al final lo que mostró la CVR fue una cosa un poco distinta: una guerra interna entre un grupo sectario y fanático y unas FFAA que jugaron con las estrategias más sucias de la Escuela de las Américas... También nos dejó una cifra muy distinta: ¡69 mil muertos! Más del doble, chino, no te pases... Y, bueno, por último señaló que el contexto era mucho más complejo porque la violencia tenía relación con la situación de exclusión e injusticia que fractura a nuestro país. Y tu relato oficial como que había invisibilizado ese aspecto...

¡Bueno chino! Ahora te dejo... Tengo que reunirme con unos amigos para luego ir al aeropuerto. ¡Prepárate para una recepción a lo grande! ¿Te acuerdas de la marcha de los 4 suyos....?

Nota: el documento original ha sido elaborado con OpenOffice.org Writer como procesador de textos. Utilice y difunda software libre: ¡No al monopolio corporativo de Microsoft y compañía!

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola ... aqui les enviamos este paquetito ... jajajaj

un chileno ...

jeili dijo...

Genial la cartita al chino Fuji, los comentarios sobran, felicitaciones a quien la elaboro

NatalíDg dijo...

Si definitivamente será recibido con toda nuestra "gratitud" y "cariño", tantos genocidos no pueden quedar impunes...buen articulo joven runa. NatalíDg (nina rimachik)

Anónimo dijo...

Pobrecito, el "Chinito", dicen que el viaje le dio una gripecita; para mí que son los espasmos del remordimiento por los tantos ancianos y ancianas del campo, que sus esbirros enviaban alegremente a las mazmorras (donde sí cogían verdaderas pulmonías)o, simple y llanamente, a muerte. Pero no te preocupes Keyko, la penitencia de la condena curará a tu papacito de sus resfriados.

Anónimo dijo...

Jajaja, que carta para estúpida.
Que ingenuos para creer todos esos argumentos acusatorios o mentiras contra Fujimori.
Bueno, mis mejores bombitas, digo deseos, para esta sarta de rojitos y de lindos desadaptados.
Jajaja.
Que me muero de la risa.
Asesinos carasduras estos, jajaja.

Contador

Blog

Peru Blogs